Brígido Vega Chavira, Empresario

 A Brígido Vega Chavira lo conocí en 1955 en la Birriería Choix que era de su propiedad, estaba ubicada por la calle Obregón cruzando con la Gabriel Leyva, a un lado estaba el banco del Pacífico y al otro lado una terminal de camiones, ahí yo le entregaba hielo y también acudía a desayunar o a comer.

 Al correr de los años con perseverancia logró Brígido Vega, ser un hombre de negocios conocido por su Don de gentes, generoso y alegre con sus clientes, a mí me consta como ayudaba a traileros, a domperos, taxistas y gente que acudía a él por otro de sus negocios conocido como El Yonque de Don Brígido, quienes venían a comprarle refacciones y autopartes de varios lugares del estado de Sinaloa y de Sonora.

Esta  entrevista con el que les voy a compartir, fue inesperada, se llevó a cabo muchos años después, misma que realicé un domingo que iba a la playa del Maviri y ahí en Los Álamos, vi que estaba Brígido Vega comprando carnitas en un lugar que todavía existe, qué se llama Carnitas Estilo Michoacán, me estacioné, fui a saludarlo y me invitó a desayunar, nos sentamos y mientras comíamos le dije: Voy a aprovechar para hacerte una entrevista acerca de tu padre Renato Vega Amador, a lo que accedió.

Me dijo: “MI padre Renato Vega nació en la ciudad de Culiacán el primero de noviembre del año 1911, ingresó al Heroico Colegio Militar el primero de enero de 1928 en la Ciudad de México a la edad de 17 años, fue ascendido como subteniente y 7 años después fue nombrado comandante de la zona militar en Tlaxcala y después en Michoacán en el año de 1951. Para el año de 1954 fue nombrado subdirector del famoso penal de Lecumberri y en 1959 fue nombrado director de seguridad pública del estado de San Luis Potosí.  Para 1967 fue nombrado director de tránsito del Distrito Federal y para 1969 se le nombró jefe de la policía en el mismo Distrito Federal.

Mi padre Renato, formó parte del comité ejecutivo nacional de la asociación General Leandro Valle, llegó a ser presidente de la asociación y también desempeñó por muchos años el puesto de secretario coordinador de la unidad revolucionaria del CEN del PRI desde 1989 hasta la fecha en que murió en 1993. A mi padre hasta ahorita Llantada le sobreviven su esposa doña Graciela Alvarado de Vega, mis hermanos Renato, Enrique, Francisco, Magdalena, Graciela, Rosa María y Cecilia de apellidos Vega Alvarado y pues aquí tu servidor Brígido tú bien lo sabes, pues tenemos muchos años de conocernos que yo soy medio hermano de ellos por eso mi nombre es Brígido Vega Chavira por parte de mi madre, pero esa es otra historia”.

Terminamos de desayunar y nos despedimos con el pendiente de luego pasar por unas fotografías. Días después pasé a su casa y me dio Brígido tres fotografías donde están retratados, me dijo: mi hijo Jaime, mi Padre, su esposa y yo, y en la otra que fue tomada en 1967 cuando mi padre fue director de tránsito del distrito federal y fue coordinador del partido revolucionario institucional”.

 Después de eso ya no lo volví a ver hasta que supe que había fallecido su esposa la señora Antonia Wong lo cual le trajo una fuerte depresión y ya no fue el mismo Brígido aquel alegre, bromista y ya no acudió a los lugares que frecuentaba, a veces los saludaba los domingos saliendo de misa.

Brígido Vega fallece el mismo día que su hijo Ignacio, el 17 de julio del 2006 

Descansen en paz el Licenciado Ignacio Vega Wong y mi amigo Brígido Vega Chavira, le sobreviven y les envío un saludo con mucho cariño a sus dos hijos: Martita y al doctor Jaime Vega Wong de parte de su amigo Carlos Llantada Rodríguez.